Desarrollo y estimulación del bebé de los 6 a los 12 meses

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on Pinterest

Entre los 6 y los 12 meses, la guagua pasa de sentarse sola a dar sus primeros pasos, de emitir sonidos sueltos a decir sus primeras palabras, de mirar a comunicarse con sus padres… Para que pueda avanzar en su desarrollo, necesita recibir información a través de los sentidos.

Para estimular el desarrollo de un bebé de esta edad, lo primero que deben saber los padres es que hay que ofrecerle estímulos visuales y sonoros y, por sobre todo, sensaciones táctiles a través del juego.

La etapa de los 6 a los 12 meses en la vida los niños es la época de los grandes descubrimientos. Se convierten en pequeños exploradores curiosos e insaciables, que necesitan estímulos que los animen a desplazarse, agarrar objetos, descubrir la relación causa efecto, comunicarse con los demás.

6 a 7 meses!

A partir de esta edad el niño se da cuenta de que tocando las cosas con las manos, puede obtener información de ellas sin tener que llevárselas siempre a la boca, aunque seguirá chupándolo todo para investigar sus características durante un tiempo.

A partir de los 8 meses

Cuando bordea esta edad, el bebé agarra objetos cada vez más pequeños entre su dedo pulgar y el índice con un movimiento de pinza que irá perfeccionando. Todos los estímulos que podamos proporcionarle para desarrollar la motricidad fina serán cruciales en esta etapa.

De los 9 a los 12 meses…

Su mayor interés será las cosas que los adultos hacemos con las manos. Observará e imitará los movimientos de los padres

Los bebés descubren el mundo a través de la interacción con las personas que les rodean, y en especial, con su madre y su padre. Jugar con papá y mamá, reírse con ellos, oír sus explicaciones sobre lo que hay alrededor mientras se lo señalan, los besos, caricias y mimos, las canciones que le cantan… Todas las manifestaciones de cariño y atención de los padres son el mejor caldo de cultivo para una inteligencia despierta y un bebé curioso y estimulado.

 

LISTA DE ACTIVIDADES ESTIMULANTES
  • Algunos piensan que hay que esperar a que su hijo crezca para leer. No es así. La lectura estimula el lenguaje y hay libros especiales para bebés de 6 meses, con imágenes y materiales adecuados. Se recomienda usar la imaginación para contar una historia, poniendo mucha emoción a las palabras. Deja que tu bebé juegue con el libro y trate de repetir los mismos libros, eso les encanta.
  • La música sube el ánimo de la madre y del hijo. Se puede inventar una canción, repetir siempre la misma, o innovar con una playlist. La creación de distintos ritmos, con distintos tonos hace que sea una actividad interesante para los pequeños.
  • Balancearse de un lado a otro, saltar juntos, mover los brazos, todo lo que sea baile, estimula y los bebés enganchan rápidamente.
  • Con un paseo en coche, aunque sea dar una vuelta a la manzana, los niños se conectan con la naturaleza, se tranquilizan y toman aire puro.
  • Jugar en el pasto o en la arena. Para muchos bebés, sentarlos en el césped es signo de exploración y a veces de degustación de lo que está disponible. La arena también es una gran aventura. Las texturas a través de los sentidos son parte importante de aprendizaje.
  • Mirarse al espejo es una actividad muy estilo Montessori, donde sus propios movimientos y expresiones les llaman la atención y mantienen su interés.
  • Divertirse con objetos. No es necesario que estés mostrando todo el tiempo sus juguetes, a veces puedes tomar utensilios de cocina que no sean de riesgo y que lo exploren, como colador, cuchara de palo, etc.
  • Baño. Cuando son pequeños es fácil bañarlos en el lavamanos y dejar correr el agua. De a poco van tomando confianza y comienzan a jugar con ella. Los bebés disfrutan mucho del sonido y de la textura…
  • Hora de vestirse. En ese momento es muy entretenido jugar un rato, hacer cosquillas o hablar de las partes del cuerpo, darle besitos, hacer sonidos. Todo, mientras lo vistes. Puede ser un momento muy entretenido.
  • Es muy divertido cuando los bebés empiezan a balbucear. Los padres pueden conversar con ellos Recuerdo que mi bebé balbuceaba y en sus pausas yo le respondía, “dime más”, “que entretenido”, etc, y luego esperaba a que que dijera otra cosa.

Etiquetas

Noticias Recientes